La provincia de Buenos Aires adhirió a la Ley Nacional de Generación Distribuida

La provincia de Buenos Aires adhirió a la Ley Nacional de Generación Distribuida

Día histórico para el avance de las renovables en la provincia de Buenos Aires: el Senado bonaerense finalmente aprobó la adhesión parcial a la Ley Nacional N° 27424, popularmente conocida como la ley de generación distribuida.

Esta decisión por parte de los legisladores bonaerenses llega a casi un año desde que la Cámara de Diputados diera media sanción a la adhesión y a más de cuatro desde que se promulgara la normativa en Boletín Oficial de la República Argentina en diciembre del 2017.

Puntualmente, la provincia adhirió a los beneficios promocionales, impositivos, fiscales y de financiamiento establecidos en la Ley 27424. en tanto que los usuarios-generadores estarán exentos por el término de doce años a contar, desde la reglamentación, prorrogables por igual término, en tanto se mantenga vigente el Régimen de Fomento, del pago de los siguientes impuestos:

  • Impuesto a los Ingresos Brutos a los U/G por la inyección de los excedentes de energía renovable a la red de distribución.

  • Impuesto de Sellos a los contratos que suscriban los usuarios con los distribuidores en el marco del desarrollo de las actividades de generación distribuida renovable.

Asimismo, la iniciativa prevé que el Poder Ejecutivo promoverá, a través del Banco de la Provincia de Buenos Aires, líneas de créditos especiales para financiar el desarrollo o adquisición de la tecnología nacional necesaria. Y que el Ejecutivo deberá proceder a la reglamentación dentro de los 180 días siguientes.

“La ley trae numerosos beneficios para la provincia de Buenos Aires, sobre todo porque permitirá el crecimiento productivo y el desarrollo en forma sostenible. Se potencia el desarrollo de la industria de la energía renovable, se agrega competitividad a las PyMEs y se amplía el mercado laboral”, señaló en diálogo con Energía Estratégica la ex diputada, Rosío Antinori, quien el año pasado presentó el proyecto en la Cámara Baja y lo impulsó con fervor.

“Es un cambio de paradigma para los bonaerenses, ya que podrán ser usuarios-generadores renovables, lo que significa ahorro económico en la factura del servicio eléctrico, contar con beneficiarios fiscales y obtención de un crédito para adquirir la tecnología, mientras cuidan el ambiente y se mitigan los efectos del cambio climático”, agregó.

Justamente, en reiteradas oportunidades que la provincia de Buenos Aires podría darle un mayor auge a una GD en Argentina que ya suma 11062 kW instalados en 788 U/G, de los cuales 1262 kW y 203 U/G ya forman parte de su territorio, debido a que cuenta con dos distribuidoras inscriptas en su territorio, como lo son la Empresa Distribuidora y Comercializadora Norte S.A. (Edenor) y la Empresa Distribuidora y Comercializadora Sur S.A. (Edesur).

Y si bien resta que se reglamente la normativa, tal como lo indica el artículo 6° de la iniciativa, la provincia se convertirá décimo cuarto territorio en adherir a la Ley Nacional N° 27424, así sea de manera parcial, e invita a los municipios bonaerenses a hace lo propio con la iniciativa.

Fuente: www.gapp-oil.com.ar

Deja una respuesta

Cerrar menú